martes, 4 de enero de 2011

Si quieres


Si quieres hablar del mar.

De la lluvia, del porqué de que el día parezca menos funesto si sales de casa justo con el sol y su primer bostezo. De la luz como único antibiótico, único placebo y única solución. De la lluvia como lágrimas de cielo, de la tierra húmeda que suspira hielo, del corazón. Si quieres hablar de personas de sal y de frío. De montañas cultivadas y caserones vacíos. Del amor que lo abrasa todo y en fuego se pierde. Del abrazo amigo, el honor propio y del beso de una serpiente. Del sutil cambio en la mirada de la fémina que mira a fémina, del varón hundido en corazón de barro y del espantapájaros roto de ahuyentar guerras y miserias.

Del mar.
Si quieres hablar del mar.
Asegúrate antes de haberlo amado
antes de asegurar todo lo demás.
Porque uno sólo puede hablar enamorado
de un algo que no le pertenecerá jamás.



_____________________________________________________________



Si quieres,
yo te llevo a bailar.

4 comentarios:

Li..* dijo...

"Porque uno sólo puede hablar enamorado de un algo que no le pertenecerá jamás."
Esa frase final es tan cierta como que amo al mar. un beso

Elendilae dijo...

Sí, es una teoría de Aprendizaje y se estudia tanto con animales como con humanos, muy interesante por cierto ;) Quería sacarle un poco partido, a ver si llevándolo a otros terrenos me resulta más llevadero de estudiar ^^

Yo creo que es difícil amar el mar. Por un lado, parece frágil y tranquilo, pero también tiene su genio y fuerza desgarradora, indomable, capaz de hundirte bajo sus aguas. Nunca sabes por dónde puede atacarte, y aunque sea precioso bajo los ojos de la luna, guarda más secretos de los que estamos dispuestos a intentar descubrir...

Aún así, a mi me gusta mirarlo, pero con prudencia siempre... ;)

Un besito!

una Amante dijo...

Bonita entrada para comenzar el año,feliz 2011 por cierto.
Besos =)

Tu padre dijo...

felicidades mi niña, por la madurez y el lirismo que está alcanzando tu poesía. Te siento conquistando nuevos y más adultos universos poéticos. Comienza a parecer inagotable la fuente de tu literatura. Besos y enhorabuena.