lunes, 20 de mayo de 2013

La niña del valle.

Aquella primavera duró 200 años. Cada mes todo el valle salía a buscar a la pequeña de los García. Era preciosa, grácil como un día de Noviembre. No recuerdo cuántas noches me costó encontrarla. No sé si la encontré yo. Pero sé que estaba desnuda, que los linces, las ardillas y hasta las arañas la tapaban con su pelo. A los animales no les gusta que uno cubra las emociones.

Ella sólo quería ver la luna.

A la mañana siguiente, esa chica había envejecido 200 años. Cuando hacía el amor sus ojos se convertían en dos perlas negras, como los de los demonios de los cuentos arrugados de la historia. A veces, si la alquimia del aire era propicia, volvían a ella las esencias de los linces, las ardillas y hasta las arañas; y sus ojos eran dos demonios y sus manos recias como raíces de árbol hundiéndose en la tierra. Juro que yo sabía que aquél era un ángel empalado en una columna vertebral. Pero también sé que ella sólo quería ver la luna. Sólo ser la luna. 



http://ntscha.deviantart.com/art/46-52-ethereal-emerge-372624259